Brainspotting «donde miras afecta a lo que sientes»

Desde hace un tiempo en las sesiones de terapia individual hemos incorporado una técnica de neuroprocesamiento: Brainspotting. Su lema es “Donde miras afecta a lo que sientes”. Fue descubierta y elaborada por el psiquiatra David Grand.

El cerebro procesa las experiencias, las digiere y las convierte en material para la supervivencia y el desarrollo. Lo que ocurre es que algunas personas han tenido un pasado muy doloroso y su cerebro se ha quedado en “modo supervivencia” impidiendo la elaboración de la experiencia, su integración y posibilitar el  “modo desarrollo”.

Modo supervivencia: estoy en alerta, temo por mi vida y/o por la de mis seres queridos.

Modo desarrollo: puedo aprender, actuar con consciencia, cuidarme y crecer en todas la dimensiones de mi vida.

El BSP permite acceder a las vivencias dolorosas que quedaron  encapsuladas y procesarlas. A veces en terapia les digo a los clientes “vamos a deshacer nudos para que la vida fluya”.  Estos eventos traumáticos quedan almacenados en nuestro cerebro subcortical (tallo cerebral y límbico) que tiene un modo de funcionar rápido e inconsciente.

Quizás está bien comentar brevemente sobre los distintos cerebros:

El neocórtex, parte anterior del cerebro. La poseen los primates y el más desarrollado es el humano. Esta parte nos interesa poco cuando trabajamos con BSP.

Nos enfocamos en lo que tiene que contar el cerebro emocional o límbico, común en todos los mamíferos. Y por último el cerebro posterior también llamado cerebro reptiliano que es un sistema primitivo y complejo que actúa de manera inconsciente y rápidamente.

Mi experiencia  personal

Me llamó la atención al escuchar una conferencia de David Grand fue  el concepto de que con el lenguaje no podemos acceder a toda la información que está en el cuerpo, en el cerebro. Si en terapia usamos sólo la comunicación verbal dejamos fuera lo que tiene que explicar el cerebro medio (límbico) y posterior (reptiliano). Por ejemplo,  para algunas personas ha tenido el periodo que llamamos Guion Natal (concepción, gestación y el primer año de vida) y tampoco hay espacio para la palabras en esta  época pre-verbal.

Otro ejemplo, incluso sabiendo el por qué y el para qué , no podemos dejar de sentir algo que nos limita, que no nos permite avanzar, un miedo excesivo, una sensación de “algo va a pasar”, “lo voy a hacer mal”, “me quedo en blanco”, “me voy a marear”…

Así que decidí hacer unas sesiones como clienta antes de formarme. La primera vez al acabar mis palabras fueron “menudo viaje”. La puerta de entrada fue un obstáculo personal y la sensación en el cuerpo que percibía al hablar de él.

Mirando un punto (el brainspot) accedí a una gran cantidad de imágenes que iba reproduciendo mi cerebro, a veces con lentitud otras rápidamente, sin orden cronológico, aparentemente sin sentido y yo me ocupaba sólo de estar presente en la observación de toda la actividad que iba ocurriendo en mi cerebro. Me daba cuenta como en el cerebro profundo los procesos no son lineales.

¿Cómo funciona una sesión?

La clienta nos explica, qué le ocurre, qué le incomoda, qué… y observaremos si se activa corporalmente, buscaremos la posición ocular que aumenta este sentir concreto y la acompañamos a quedarse mirando ese punto, con toda su atención y al mismo tiempo sin expectativas, sin analizar, sin reflexionar, es decir, no nos interesa la activación del neocórtex.

Mirando, abiert@ a lo que ese punto tenga que contar: imágenes, sensaciones, cambios de temperatura corporales, recuerdos. Y aquí se inicia el reprocesamiento, la activación del poder de autocuración que posee el cerebro.  Seguro habéis oído hablar de la neuroplasticidad, la capacidad que tiene el cerebro de cambiar a lo largo de su vida, de crear conexiones neuronales nuevas, de eso justamente se trata de facilitar estas nuevas sinapsis.

David Grand en su libro Brainspotting: “El Brainspotting nos permite aprovechar la capacidad natural de autoescanearse que tiene el cerebro para activar, localizar y procesar las causas originales del trauma y el malestar corporal.”

En estos días algunas personas han estado en contacto con situaciones muy estresantes, han sufrido pérdidas y la sensación de peligro e incerteza las está dejando bloqueadas. Si estás en una situación similar, no dejes que se encapsule y limite tu bienestar y vitalidad.

Anna Gómez Quero

 

Puedes pedir cita por mail o whastApp

Sergi 650761774 sergi@tulibertadinterior.com

Anna 678910820 anna@tulibertadinterior.com